Un querellante solitario

  Viajamos hacia el extremo sureste de la Ciudad de México, a un barrio encaramado en la sierra. Casi una hora a bordo de un camión urbano destartalado. Allá arriba, a quinientos metros sobre el centro de la ciudad, hay una luz filosa, que casi duele. Hace frío. Junto al atrio de la iglesia se […]