La pobreza no aguza el ingenio

La semana pasada publicó la revista Science un artículo titulado Poverty Impedes Cognitive Function, “La pobreza entorpece la función cognitiva”. ¿Cómo es eso?

Los autores (Mani A., Mullainathan S. y cols.) argumentan que quien no dispone sino de ingresos esporádicos y escasos vive abrumado por la preocupación de si dispondrá o no de lo más necesario. Buena parte de la capacidad cognitiva (que en todos nosotros, pobres o ricos, tiene sus límites) se emplea en organizar prioridades y gastos, y apenas queda espacio para tomar distancia y contemplar en su justa dimensión los problemas.  Como a los autores les interesa investigar la preocupación por la escasez de recursos y no la desnutrición o la carencia de un techo, definen “pobreza” como “la brecha entre las necesidades propias y los recursos de que se dispone para llenarlas”. Los 101 sujetos estudiados en el primer experimento no eran ciertamente pobres en términos absolutos – fueron reclutados en un centro comercial de Nueva Jersey, en una localidad cuyo ingreso promedio  anual por hogar es de 74 000 dólares. A estas personas se les hizo imaginar en detalle cuatro situaciones que implicaban pérdidas o gastos, por ejemplo, que tendrían que reparar su auto, comprar un nuevo refrigerador o reunir a corto plazo una determinada suma.  La mitad de los sujetos se vieron por suerte ante gastos de poca monta (arreglar el coche cuesta $150), y  los demás, ante gastos mucho mayores (arreglar el coche cuesta $1500). Inmediatamente después de este ejercicio, debían completar dos pruebas psicológicas que miden funciones cognitivas (matrices de Raven y Stroop Test). A los sujetos relativamente pobres que habían imaginado situaciones  muy difíciles les fue peor en estas pruebas; en cambio, no hubo gran diferencia entre los resultados de los que imaginaron gastos pequeños, fueran pobres o no.

En el segundo experimento se estudió a campesinos dedicados al cultivo de la caña de azúcar en Tamil Nadu, India, antes y después de la cosecha, es decir, en situación de pobreza y en situación de relativa abundancia. La mejoría en la situación económica iba aparejada con un más alto rendimiento en las pruebas cognitivas.

Este efecto nocivo de la pobreza, arguyen los autores, es independiente de los que resultarían de la mala alimentación, la baja escolaridad o la marginación, y se sumaría a ellos para explicar por qué los pobres toman muchas veces decisiones que agravan su situación.

El comentario de Kathleen Vohs, The Poor’s Poor Mental Power, considera la reserva cognitiva como un recurso limitado, semejante a la fuerza muscular. No se espera que puedas levantar un peso superior al de tu cuerpo, a menos que seas atleta olímpico. Tampoco puedes tener en mente más de cierta cantidad de asuntos a la vez. Cuando la vida exige mucho, las reservas cognitivas se agotan: quien no puede dejar de pensar en cómo hará para pagar la renta, deja para después el hacerse ver la presión arterial.

Por puro cansancio, el que apenas puede seguir adelante se pierde, se sale del camino, se olvida de su meta. Pero si se define  pobreza como la brecha entre las necesidades propias y los recursos de que se dispone para llenarlas, podrá haber quien se vea abrumado no por falta de alimento, sino porque cree necesitar de un auto de lujo, so pena de verse excluido de su grupo social. Los descaminados no serían nada más los pobres de verdad, sino también quienes ponen su corazón en la riqueza.

10 pensamientos en “La pobreza no aguza el ingenio

  1. Te dejo una pregunta: ¿es posible que la depresión afecte la memoria así como las preocupaciones entorpecen el pensamiento cognitivo? Me imagino que tienen cierta relación.
    Un abrazo.

    Me gusta

  2. definen “pobreza” como “la brecha entre las necesidades propias y los recursos de que se dispone para llenarlas”.
    Interesante pero no estoy del todo de acuerdo con el desarrollo de su explicación. Primero porque el estudio se ha hecho con personas suponiendo una situación de pobreza que les es totalmente desconocida. Segundo porque los pobres auténticos carecen de todo lo más básico para vivir, por tanto, preocuparse por la reparación de un coche que no poseen les puede resultar hasta ridículo (si no ofensivo).
    Claro que para mi también es absurdo y ofensivo considerar pobre a quien ansía tener lo que poseen otros…

    No sé si me explico.

    Abresos de lunes lunero :)

    Me gusta

    • Recuerda que el estudio es norteamericano. El año pasado, el gobierno de los USA definió como “pobres” a las familias de 4 miembros cuyo ingreso no llegaba a los 23 050 dólares al año. Esa cantidad equivale a 304 260 pesos mexicanos al tipo de cambio de hoy, y nos daría un ingreso mensual de 25 355 pesos. En México el salario mínimo es de 64.76 pesos diarios en la zona en que se paga más (poquito menos de 5 dólares, contra 5.15 dólares por hora en los estados de USA con salarios más bajos)- un sueldo mensual de 148.30 USD. Así que los norteamericanos pobres se preocupan por el refrigerador o el auto, y los mexicanos por el precio del kilo de la tortilla de maíz. Como tú dices, ofensivo.

      Me gusta

  3. Muy buena conclusión, la frase final es para enmarcar, aunque entre los desencaminados estaría cualquiera que se emplease mucho en lograr cualquier objetivo. Sería interesante estudiar las funciones cognitivas de los enamorados no correspondidos… :-)

    Me gusta

    • Coincido con ese colega mío al que citas. En cuanto a la capacidad de razonar de los enamorados infelices, dudo que los psicólogos académicos se animen a estudiarlos. Hay que acudir a los buenos novelistas. A ver… ¿Papá Goriot, enamorado de sus hijas derrochonas? ¿Swann, perpetuamente engañado por Odette, esa mujer que ni siquiera era su tipo? Un buen tema, gracias por la sugerencia.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s